martes, 17 de junio de 2008

Las luchas sociales en Francia


Publicamos a continuación la traducción de un texto de nuestros camaradas franceses, publicado originalmente el 19 de Mayo de 2008, que entendemos es continuación de la serie de Crónicas de la “Francia de después”, de la que ya hemos publicado antes otros tres textos.

Las luchas sociales en Francia estas últimas semanas han estado marcadas principalmente por los siguientes elementos:

* Huelgas por subidas de salarios, a veces acompañadas de reivindicaciones contra la precariedad y contra las jornadas a tiempo parcial que se padecen (particularmente en los supermercados).

* Manifestaciones de apoyo a los “sin-papeles”. Esta lucha se desarrolla en particular contra la política gubernamental de «caza de sin-papeles», con cuotas de expulsiones. Varios sin papeles murieron intentando escapar de la policía.

Una huelga importante de trabajadores sin papeles comenzó el 15 de abril, 240 trabajadores sin papeles de una veintena de empresas situadas en París y en sus alrededores que se han declarado en huelga para obtener su regularización y la de todos los trabajadores sin papeles. Ya en febrero de 2008, 7 asalariados de un restaurante de los Campos Elíseos habían sido regularizados después de una huelga de 6 días. El 20 de abril eran más de 500 los huelguistas, cerca de 1000 unos días más tarde.

El gobierno aceptó que las prefecturas examinasen los expedientes de los huelguistas caso por caso, y algunos trabajadores en huelga han sido regularizados. Es una semiderrota, o una semivictoria: ¡lo que se reivindicó fue la regularización de todos, no de unas centenas!

La lucha prosigue sin embargo, como lo mostró la presencia de numerosos sin papeles en la cabeza de la manifestación del 1 de mayo en París.

* Manifestaciones de profesores y de alumnos de institutos de segunda enseñanza contra la supresión de puestos de trabajo en la educación (al mismo tiempo que el número global de alumnos aumenta). Las manifestaciones se suceden en relación a esta cuestión, en oposición a la lógica del gobierno que persigue limitar los gastos consagrados a la enseñanza pública.

* Por otra parte el 22 de mayo debe celebrarse un día de huelgas y de manifestaciones por la defensa de las jubilaciones, contra el proyecto gubernamental que quiere hacer pasar el periodo de cotización de 40 a 41 años.

Todas estas necesarias movilizaciones chocan contra la pared del gobierno y de la patronal. A veces, algunas huelgas acaban con victorias, en ciertas empresas que se habían declarado en huelga por aumentos de salarios. Pero más a menudo se produce bien el fracaso, bien la obtención solamente de una pequeña parte de las reivindicaciones, o incluso de unas "compensaciones" para hacer tragar una regresión social.

Sarkozy fue elegido con muchas promesas, luego aplicó una política de injusticia social, favoreciendo a los más ricos. Al cabo de un año, el contraste entre el discurso publicitario del candidato Sarkozy y los resultados (previsibles) de su política ha generado una fuerte impopularidad del presidente Sarkozy. Pero, a pesar de esto, la lógica del sistema quiere que sigamos condenados a sufrir los ataques de este gobierno todavía durante 4 años …

Cuatro años de sufrir el poder de este equipo gubernamental antisocial, y hagan lo que hagan: es ésta la norma de las instituciones, lo que confirma que el sistema político actual no es una democracia verdadera.

Es necesario ir hacia la unidad de las luchas, que las movilizaciones se extiendan y se vinculen. Para ganar realmente y de forma duradera en las cuestiones de fondo, estos movimientos no tienen otra elección que tomar por sí mismos y directamente ese poder que en manos de unos pocos se opone a las justas reivindicaciones de los trabajadores, y reemplazarlo por el poder colectivo de los trabajadores, es decir, por la democracia social.

Se trata de no esperar a 2012 para desechar el poder actual, para lograr la satisfacción de las reivindicaciones básicas que son defendidas por estos movimientos, para la conquista de la democracia real, para la transformación del sistema, para permitir más libertad e igualdad.

Démocratie Communiste (Luxemburgiste)
http://democom.neuf.fr/